Сomparison

El mejor NAS para Mac, para uso particular y pymes

Para usuarios de Mac, la mejor manera de ampliar la capacidad de almacenamiento y compartir archivos a través de redes es con NAS. Pero al haber tantas soluciones NAS para uso particular y profesional, averiguar qué es lo que se necesita, puede resultar complicado. Aquí le mostramos a los usuarios de Mac cómo aprovechar al máximo el NAS y echamos un vistazo a las cuatro mejores soluciones NAS que hay en el mercado en la actualidad.

Nociones básicas: ¿Qué es NAS?

NAS (Almacenamiento conectado a la red, por sus siglas en inglés) es un dispositivo de almacenamiento de archivos que actúa como punto central de acceso y recuperación de datos para usuarios de redes y clientes de perfiles heterogéneos. Utilizados tanto en redes particulares como profesionales, los dispositivos NAS tienen la virtud de expandir y complementar la capacidad de almacenamiento de una red y facilitar el intercambio de archivos.

Macs en la mesa

Los dispositivos NAS se conectan por medio de un router o switch de una red para proporcionar acceso simultáneo a archivos compartidos. Son una opción de almacenamiento cómoda para cualquiera que maneje archivos de tamaños en constante crecimiento, bien sea en casa o en el trabajo. Esto es posible gracias a que permiten agregar equipos a la red, sin tener que sustituir por ello las soluciones de almacenamiento en uso.

Las ventajas de un NAS

NAS proporciona seguridad, control y comodidad. En lugar de que cada usuario utilice un almacenamiento local o en la nube diferente (Google Docs, Dropbox, etc.), los dispositivos NAS brindan la oportunidad de tener todos los archivos en la misma ubicación. Y al contrario que las unidades de almacenamiento externas USB, los archivos compartidos en NAS son de acceso simultáneo para todos los usuarios de la red.

Los dispositivos NAS se pueden utilizar de múltiples formas en entornos particulares y profesionales. Se suelen utilizar frecuentemente como capacidad de almacenamiento adaptable, almacenamiento compartido de "nube privada", almacenamiento centralizado y seguro de datos y como destino de apoyo para los datos de los dispositivos.

NAS para el hogar

NAS para hogares

Cada vez son más los usuarios particulares que se deciden por los dispositivos NAS como solución económica para ofrecer almacenamiento compartido a tan solo unos pocos usuarios, ya que se trata de un desembolso puntual, en lugar de gastos frecuentes, como es el caso en otras de las opciones disponibles. Frecuentemente se utilizan como medio de almacenamiento al que accede cualquier dispositivo que esté conectado a la red. También suponen un modo práctico y fácil de compartir archivos a través de un nodo central.

Para este tipo de aplicaciones es muy importante que se elija una solución NAS que sea compatible con AFP (Apple Filing Protocol) para poder conservar la cómoda búsqueda de archivos de Spotlight (que incluye búsqueda de contenidos) y la copia de seguridad de NAS para Apple Time Machine. Al final de este artículo se encuentran ejemplos de NAS que son compatibles con AFP.

Con todos los dispositivos Apple que se utilizan en el hogar, bien sean iPhones o iPads, iMacs o MacBooks, individuos y familias necesitan una manera segura de hacer copias de seguridad de sus dispositivos. NAS puede ofrecer almacenamiento fácil para copias de seguridad in situ mediante Time Machine u otro software de terceros como Acronis True Image. (Recuerde en todo caso que las copias de seguridad in situ son insuficientes para asegurar con garantías sus datos. Es mejor efectuar una protección dual en la que se crea una copia de seguridad local y una versión remota que se almacena en la nube, por si acaso.)

A la hora de seleccionar un dispositivo NAS para el hogar, es esencial considerar también cuántos espacios tiene para instalar discos duros. Por lo general, la cantidad varía entre uno y cuatro, lo que se corresponde con el número de discos duros, es decir, almacenamiento adicional, que puede alojar el dispositivo.

Aunque no sea necesario disponer de un NAS con cuatro espacios, se recomienda que al menos tenga dos. ¿Por qué? Porque los datos almacenados en un único disco impiden reaccionar ante la necesidad urgente de crear una copia de seguridad, algo que deja mucho que desear. Un dispositivo de un solo espacio indica que no hay redundancia inmediata.

Además, muchos dispositivos NAS concebidos para usuarios en el hogar tienen unidades de disco fijas, lo que significa que no se pueden sustituir por otros de mayor capacidad de almacenamiento. Siempre que sea posible, busque dispositivos NAS ampliables. Hasta 10 TB son suficientes para cubrir las necesidades de la mayoría de hogares y a los dispositivos abiertos (esto es, no fijos) se le pueden añadir discos adicionales con relativa facilidad.

Ya por último, al considerar el diseño de un dispositivo, recuerde que los dispositivos NAS esbeltos y sencillos pueden que tengan el mejor aspecto, pero que, por lo general, no disponen de opciones de ampliación de almacenamiento, como sí ocurre con sus semejantes más voluminosos.

Almacenamiento para pymes

Almacenamiento para pequeñas y medianas empresas

Baste con decir que las redes potentes son cruciales para las empresas, pero no lo son menos su capacidad de crecer y que sean ampliables, y la ampliación es tan importante para la seguridad de los datos como lo son los terabytes en una red. NAS en RAID permite una ampliación efectiva e inmediata de la red.

NAS en RAID también se utiliza para abordar la resistencia a fallos de discos, sabiendo que si una unidad de disco falla, los datos se conservarán en un segundo disco, y el rendimiento con discos adicionales para apoyar operaciones de recuperación de datos.

Compartir y acceder a archivos es importante en todas las empresas. Por ejemplo, en empresas de creación y marketing son muy comunes los proyectos coordinados, en los que es indispensable que muchos usuarios trabajen sobre un solo archivo. Compartir archivos en NAS es mucho más práctico, útil y seguro que estar haciendo malabarismos con correos electrónicos o la nube. No sólo los trabajadores presentes en las oficinas tienen acceso, también los usuarios en ubicaciones remotas tienen la misma capacidad de acceder a archivos cruciales.

Los NAS también son fáciles de administrar. No presuponen especiales conocimientos para instalarlos o administrarlos y se pueden configurar y controlar mediante una interfaz radicada en la web (o a veces, mediante una aplicación).

Cuando se elige un NAS, conviene apuntar las opciones de conexión del dispositivo. Mientras que todos los NAS disponen de conexiones ethernet, las conexiones adicionales son en forma de puertos USB. Los USB (tanto los 2.0 y los 3.0, que son más rápidos) se pueden utilizar para agregar impresoras o unidades USB adicionales para almacenamiento externo, con lo que se amplía el almacenamiento al mismo tiempo que se potencia la capacidad de compartir archivos de manera centralizada que tiene la NAS y su interfaz.

Para el ethernet se recomienda disponer de un par de puertos de un gigabyte (o de 10 GB en modelos de gama alta) que se puedan configurar para que trabajen en tándem y mejorar el rendimiento, la capacidad de banda ancha y la conmutación (es decir, en caso de que falle un puerto, el otro mantendrá la conexión).

Pero más que nada, NAS es una solución económica para la redundancia de datos y copias de seguridad, que acaba con la necesidad de establecer redes de servidores o tener técnicos especialistas a mano. Para copias de seguridad unificadas de cualquier tipo de dispositivo, Acronis Cyber Backup es la solución líder en copias de seguridad para dispositivos en pymes, gracias a su compatibilidad con Mac y Windows en entornos mixtos.

El factor aspecto responde, por lo general, a dos factores esenciales: la estética y el número total de espacios. Los NAS más comunes tienen forma de cubo y, como ya se ha dicho, tienen capacidad para hasta ocho unidades de disco. En la franja superior del mercado se pueden encontrar soluciones para montar en carcasas que ofrecen bastante más espacios y están diseñadas para encajar en armarios rack para servidores (en vez de estar colocados sobre el escritorio).
Debe considerar que como empresa, usted probablemente necesitará configuraciones RAID, que requieren unidades adicionales capaces de mantener una cantidad interesante de almacenamiento y seguridad para los datos. Cuando haga números, lea la letra pequeña de cada uno de los dispositivos y averigüe si los envían con los discos duros preinstalados o si los discos duros se han de adquirir por separado.

Ya por último, las empresas deben tener en cuenta las características corporativas de NAS. Si no tiene software de terceros, debería optar por dispositivos NAS que dispongan de compatibilidad multiprotocolo para entornos mixtos. Esto incluye por lo general SMB, AFP y NFS. La mayoría de los dispositivos ofrecen apoyo empresarial al estilo de administración de cuentas, mientras que los modelos de gama alta pueden disponer de servicio FTP incorporado para mayor flexibilidad a la hora de compartir archivos.

Las mejores marcas y modelos de NAS

Antes que nada, si usted es usuario de Mac, debería decidirse por un NAS compatible con AFP (a no ser que esté utilizando un servicio de terceros que le proporciona compatibilidad AFD en entornos mixtos de sistemas operativos, como por ejemplo Acronis Files Connect). Estas son cuatro soluciones NAS compatibles con AFP:

Synology DiskStation DS216+II
https://www.synology.com/en-uk/products/DS216+II
Synology es uno de los proveedores líder en el sector de dispositivos NAS. Sus modelos gozan de gran popularidad entre los usuarios de Mac, en especial entre los editores de vídeo y diseñadores, gracias a su fácil integración, capacidad de almacenamiento personalizable y funcionalidad. Cuenta con diferentes versiones, cada una de las cuales dispone de un número distinto de espacios para unidades de disco, desde dos (con 20 TB de capacidad a 10 TB por unidad) hasta ocho o más. El DS216+11 se conecta vía AFP y ofrece opciones de almacenamiento externo adicional, que se pueden agregar mediante eSATA y USB.

Drobo 5N2
http://www.drobo.com/storage-products/5n2/
Una de las opciones preferidas de los usuarios de Mac para el hogar es el Drobo 5N2, conocido por su diseño, facilidad de uso y su interfaz intuitiva. Dispone de software RAID incorporado, BeyondRaid, con lo que usted no tendrá que aprender nada a cerca de las diferentes configuraciones RAID, y además destaca por su instalación plug-in-play para almacenamiento ampliable.

iOSafe 218
https://iosafe.com/products-218nas-overview
iOSafe se vende así mismo por uno de los valores centrales: seguridad. Se configura inmediatamente en RAID y es resistente al agua y al fuego. Aunque un desastre natural carbonice o deje sumergidos los componentes electrónicos, los discos duros están bien encerrados y protegidos, de forma que su recuperación será siempre posible. Su instalación no resulta tan fácil como en otros dispositivos NAS compatibles con AFP, pero el iOSafe está pensado para los que se toman la seguridad a conciencia y proporciona un nivel de seguridad sólido frente a la pérdida de datos.

WD My Cloud Mirror
https://www.wdc.com/products/personal-cloud-storage/my-cloud.html
Este NAS de Western Digital es ideal para el uso particular. Exhibe una figura delgada en una carcasa blanca, con lo que combina perfectamente con cualquier dispositivo Apple. Por desgracia, su delgada figura indica que se trata de una unidad de tan solo un espacio, que puede alojar cualquier cosa del entorno de 2 y 4 TB (dependiendo del tamaño del disco) con conexiones USB 3.0 para almacenamiento adicional. Aunque no puede hacerse una copia de seguridad de sí mismo, existen otras opciones para las copias de seguridad de dispositivos NAS a través de la nube y servicios de terceros como Acronis.

Dónde pueden aparecer los problemas

Las dificultades pueden aparecer cuando se intenta aprovechar la comodidad, facilidad de uso y las preferencias de los usuarios de Mac con los NAS en entornos de redes basados en Windows. Con frecuencia, los dispositivos NAS trabajan conjuntamente con servidores Windows y DFS utilizando un sólo espacio de nombres para todo lo que comparten, por ejemplo, ahora que los administradores de las empresas están recurriendo cada vez más a entornos basados en Windows para obtener soluciones económicas y escalables para sus redes.

Los entornos heterogéneos, en los cuales encontramos usuarios de Mac trabajando junto a usuarios de Windows en servidores de redes Windows, están plagados de problemas de compatibilidad. Entre ellos se encuentran la pérdida de datos, daños en los archivos, pérdida de funcionalidades cruciales de Mac (búsqueda Spotlight, p .ej.) al conectarse vía SMB, o también dificultades a la hora de asignar nombres o guardar archivos. De manera que, aunque los Macs se puedan conectar a dispositivos NAS a través de SMB, el resultado es una experiencia más bien limitada y no libre de riesgos.

Acronis Files Connect

Los usuarios de Mac pueden encontrar en NAS gran cantidad de beneficios económicos y comodidad. Pero su experiencia quedará bastante limitada si el NAS se conecta de modo distinto a AFP, lo que convierte la compatibilidad de sus dispositivos NAS con AFP en un requisito innegociable.

Acronis Files Connect, no obstante, es una solución alternativa mejor y acaba de un plumazo con la necesidad de compatibilidad con AFP.

Acronis Files Connect es un servidor AFP para compartir archivos que funciona en servidores Windows. Con él, los usuarios de Mac, pueden conectarse a dispositivos NAS, que comparten archivos en SMB sin dejar de utilizar AFB, su protocolo nativo. Así se acaban los problemas de compatibilidad en entornos heterogéneos, a la vez que se mantienen todas las funcionalidades de Mac (p. ej. la búsqueda de contenidos Spotlight en SMB compartidos, compatibilidad con Time Machine para las copias de seguridad, etc.). También mejora las opciones de elección de NAS a dispositivos no compatibles con AFP para los usuarios de Mac, al tener habilitadas conexiones AFP con servidores no aptos para AFP.